Quantcast

Una experiencia de avistaje de primer nivel a pasos del centro de la ciudad.

Buscá tus prismáticos, meté el checklist en la mochila y comenzá a caminar. En Buenos Aires, a escasos minutos del centro, justo detrás de Puerto Madero –el barrio más nuevo y moderno de la capital-, se encuentra la Reserva Ecológica Costanera Sur. Declarada sitio RAMSAR, sus 350 hectáreas protegidas son el hogar de 250 especies de aves.

Creada artificialmente a partir de terrenos ganados al río, esta reserva es el hábitat idóneo para las aves acuáticas como los macás, añingas, mirasoles, barzas, espátulas, flamencos, patos, cisnes de cuello negro, así como gallinetas, jacanas, playeritos, pitotos, gaviotas y gaviotines y el martín pescador. Entre la vegetación encontrarás loros, cuclillos, pirinchos, palomas, chorlos y chorlitos, picaflores, horneros, remolineras, monjitas, arañeros, tordos, capuchines, e incluso tres especies de carpinteros. Asimismo, águilas, halcones, lechuzas y chimangos son avistados con facilidad. En cuanto a la flora, gran parte del área está cubierta por el Cortaderal, un pastizal de lo que comúnmente se conoce como ‘cola de zorro’. También hay entornos de humedales, con ciclos de sequía e inundación. Y otra sección contiene bosques de alisos y sauces criollos. En los bancos de arena crece el junco, contribuyendo al freno de la erosión del agua. Entre los matorrales destacan la acacia, la murta y el palo amarillo.

Share Share Share Share

Más para conocer